En tendencia con el estreno del Live Action de la recordada película animada “Aladdin”, su protagonista cuenta como su fe cristiana la ha llevado a los lugares donde está y cómo Dios la mantenido de pie a pesar de las circunstancias.

Naomi Scott, también recordada por su participación en la película “Power Rangers”, está interpretando a Jasmine, la hija del Sultán en la versión Live Action de “Aladdin”, la cual se estrenó este viernes a nivel mundial; Scott quien es cristiana dice que sin su fe en Dios no sabe que habría sido de su vida.

«Mi esposo y yo estábamos hablando de esto ayer. A veces nos preguntamos: ‘¿Cómo se maneja tu fe y lo que haces?’ Pero para mí, no sé cómo haría la vida sin mi fe», escribió en Instagram luego de una visita a Ruanda, país que ha sido fuertemente golpeado por la persecución cristiana.

“Esa paz que sabes que eres amada y valorada es algo que me mantiene increíblemente conectado a tierra, increíblemente enfocado. Honestamente, no lo veo como algo separado, esto se agrega. Mi fe es solo una parte de lo que soy y de lo que hago», agregó.

Naomi es de ascendencia británica e hindú, y por su interpretación de esta princesa Disney está convirtiéndose en una personalidad famosa, pero muy pocos saben que ella creció predicando en las calles y que sus padres son pastores de una iglesia cristiana en Londres llamada “The Bridge”.

Y aunque esté en lugares altos por su trabajo, nunca es tan insensible como para no estar agradecida con Dios y ser conmovida con su gracia inmerecida, «La vida es increíblemente emocionante en este momento, hay mucho que hacer. Solo pensamos wow La gracia de Dios. Pero no importa lo que pase, no importa lo que alguien diga sobre mí en Twitter, independientemente de lo que depare el futuro, saber que eso no me define es increíble. Saber que eso no informa a mi identidad de ninguna forma o forma (aunque es más fácil decirlo que hacerlo a veces). Esa va a ser la cosa que me mantiene en marcha. Manteniendo lo principal, lo principal a lo largo de todo”, escribió para un blog de alcance internacional.

De la mano con su iglesia y Compassion International tuvo la oportunidad de viajar a Ruanda como embajadora para supervisar los trabajos y labores sociales que se están realizando a nivel de Proyectos de Supervivencia Infantil y como éstos han cambiado la vida de niños y mujeres, «He trabajado con esta organización benéfica durante años y me encanta su enfoque, trabajar con las comunidades y las familias para capacitar a la próxima generación para romper el círculo vicioso de la pobreza»,compartió.

Con sus trabajos, Naomi siempre ha sido consecuente con su fe y asi lo ha dado a demostrar desde diferentes plataformas.